Betta, el pez más colorido del mundo.

El pez luchador de Siam o simplemente pez luchador (Betta splendens), también conocido como pez betta, es una especie de pez de agua dulce de la familia de los osphronemidae en el orden de los perciformes pertenece a los laberíntidos, que poseen un órgano que les permite respirar oxígeno del aire, y se denomina Laberinto, por lo que puede permanecer fuera del agua en lugares húmedos, respirando el aire ambiental, y construir nidos de burbujas. El Betta necesita del aire ambiental para completar su sistema respiratorio y regular su vejiga natatoria. Es nativo del Sudeste Asiático mayormente en Tailandia y Camboya.

En la actualidad, debido a una cría selectiva, hay una gran variedad de colores (rojo, azul Steel, azul royal, verde, morado, celofán, turquesa, naranja, cooper, negro, mustard gas) y formas de aletas. La forma de la cola varía desde el tipo vela hasta colas tipo «media luna».

 

¿Cómo es el pez betta?

El pez betta normalmente crece hasta una longitud de alrededor de 6,5 cm (2,6 pulgadas). Aunque especímenes de acuario son conocidos por sus colores brillantes y grandes, aletas que fluyen, la coloración natural del B. splendens es un verde apagado, marrones, grises y azul rojo, y las aletas de especímenes salvajes son relativamente cortas mientras que los caseros alargadas. Tienen el cuerpo fusiforme e hidrodinámico (a raya, lenguado, etc).

 

¿Dónde vive el pez betta?

El pez betta es originario del sudeste asiático, puede encontrarse en la ribera del río Mekong, en países como Tailanda, Camboya o Vietnam. Sin embargo no es un pez de río, sino que vive en charcas y otras pequeñas formaciones de agua estancada.

Lo más característico del betta es que debido a su hábitat natural, es capaz de vivir en espacios reducidos. Esto significa que un pequeño acuario es suficiente para él, pero cuidado con quedarte corto.

La historia de que los betta pueden vivir hasta en el charco de una huella de búfalo es una anécdota muy curiosa, pero tampoco es necesario someter su vida a esos mínimos. Para un solo pez, una urna de entre 20 y 30 litros sería perfecta.

 

¿Cómo se reproducen los peces betta?

Los machos, al momento de ver a la hembra, despliegan y extienden sus aletas en un baile de cortejo, para conquistar a la hembra y aparearse debajo del nido de burbujas. Si la hembra está lista para desovar, oscurecerá su color y aparecerán líneas verticales conocidas como barras de crianza (breeding bars) Los machos construyen el nido de burbujas de diverso tamaño y espesor, en la superficie del agua, debajo del mismo se producirá el desove y la fecundación. El macho comenzará a golpear el abdomen de la hembra para inducir la expulsión de los óvulos. La fecundación se produce en forma simultánea cuando ambos se entrelazan abrazándose debajo del nido. El macho toma en su boca los huevos fertilizados y los deposita en el nido. Su tarea posterior al desove, es la aireación del nido, volver a colocar en el mismo a los alevinos que caen, y cuidarlos hasta que los alevinos desarrollan la vejiga natatoria y pueden nadar libremente, lo que ocurre pasada la primera semana. Su dedicación es exclusiva durante ese período.

Un espécimen macho, al establecer contacto visual con otro de su mismo género no dudará en desplegar sus aletas y atacar al macho rival, siendo su comportamiento bastante agresivo.

 

¿Qué comen los peces betta?

Son omnívoros aunque prefieren alimentarse como carnívoros, especialmente de organismos vivos como zooplancton, larvas de mosquitos y otros insectos. Cazan insectos, larvas y huevos de insectos en la superficie del agua.

Los peces betta como mascota se alimentan una o dos veces al día a base de alimento comercial en hojuelas, pellets, polvo, liofilizado de tubifex o alimento vivo como larvas de mosco, artemia adulta o recién eclosionada, tubifex, grindal, microgusano de avena, anguililla de vinagre, etcétera. Los peces machos por lo general son más grandes.

 

¿Cuánto vive y mide un pez betta?

Alcanzan un tamaño aproximado de 6 cm y tienen un período de vida de aproximadamente 3 a 5 años.​

 

¿Cuántos tipos de peces betta hay?

Por tipo de aletas se clasifican en largas y cortas (plakat). Largas, tipo velo (los más comunes comercialmente), media luna o halfmoon con apertura de 180°, delta y super delta con apertura menor a 180°. Cortas o plakat, media luna o halfmoon, over halfmoon con apertura mayor a 180°, tradicional menor a 180°, por la aleta ventral simétrica o asimétrica. Doble cola. Corona o crowntail, con ausencia de membrana en algún porcentaje de las aletas dejando únicamente los radios duros.

¿Cómo se comporta el pez betta?

El pez betta macho es sumamente territorial. Al vivir en lugares reducidos, defiende su espacio de posibles amenazas empleando la violencia si es necesario. No en vano se le conoce también como “luchador de Siam”. Por eso hay que escoger bien sus compañeros de acuario. E incluso sus vecinos. ¿Qué quiere decir esto? Que si juntamos 2 machos lo más probable es que se enfrenten a muerte, pero también si los ubicamos en peceras separadas se pueden llegar a enfadar sólo de verse a través del cristal.

La convivencia con hembras también puede ser accidentada, pero en menor medida. Por eso es recomendable, en caso de querer tener al macho acompañado, hacerlo con una mayor proporción de hembras. Con una sola, el pez soltaría su instinto reproductor y la tendría agobiada, pero esto no ocurrirá si ellas son más.

 

¿Cómo respiran?

Otra particularidad de los bettas es que pertenecen a la familia de los laberíntidos. Esto quiere decir que poseen un órgano, llamado laberinto, que les permite tomar oxígeno del aire. Esta respiración doble no sólo es posible sino que es necesaria para el animal. Así que no te asustes si ves a tu betta boqueando con la cabeza asomada sobre el agua.

Precisamente, para evitar accidentes, es importante que tapes tu pecera de bettas. Son capaces incluso de saltar, así que vamos a protegerlos de posibles accidentes. Eso sí, no olvides dejar unos centímetros entre el nivel del agua y la tapa, para que puedan seguir saliendo a respirar.

¿Cómo nadan?

No esperes que tu betta sea una estrella del equipo de natación sincronizada. Su nado se es muy lento, debido al característico manto de sus aletas. Desplazarse se le antoja dificultoso, así que no lo hace demasiado. De hecho es común verlo parado descansando en el fondo o sobre alguna planta.

Éste es otro motivo para no escoger un acuario especialmente grande, puesto que vivirá más a gusto si tiene el espacio controlado. También por esta razón, hay que colocarle un filtro de agua a baja potencia, para que no haya corrientes de agua o burbujas que le molesten.

En cuanto a la temperatura, debido a su hábitat natural, los betta son peces muy resistentes a los cambios del agua. A pesar de ello, prefieren agua templada a unos 26-28º C.

 

¿Pueden compartir acuario con otros peces?

En principio no habría problema en juntar especies, a excepción de algunos ejemplos como gambitas, guppys y microrasboras, que correrían peligro junto al betta. Sin embargo, en caso de acuario compartido, no sería el betta la amenaza, sino al contrario. Su modo de vida, como has visto, es algo diferente de la mayoría de especies (necesita menos espacio, se mueve poco y lento, sus aletas son amplias y frágiles…) por eso es mejor apartarlo para evitar altercados.

 

Cuidados del pez betta

Preparar y mantener un acuario apropiado para cualquier especie de pez es mucho más complejo, costoso y ocupa mucho más tiempo de lo que la gente cree, por eso PETA sugiere no comprar nunca peces como “mascotas”. Si ya tienes un pez betta, puedes hacerle la vida más fácil brindándole un entorno que sea lo más parecido posible a su hábitat natural. Si bien los peces en cautiverio nunca pueden disfrutar una vida natural, los siguientes consejos ayudarán a que sean lo más felices posible.

Generalmente, ningún pez debería estar en un tanque de menos de 10 galones. Sin embargo, un solo pez betta puede vivir en un tanque de 5 galones, pero algo más grande siempre es mejor. En casi todas partes, el agua del grifo contiene cloro y cloramina, lo cual matará a los peces, por eso debes tratarla apropiadamente con un acondicionador de agua antes de colocarla en el acuario. Una vez que la pecera ya está preparada con un filtro que funcione apropiadamente (los bettas prefieren espacios con flujo bajo), sustratos y decoraciones, el agua debe ser reciclada durante varias semanas antes de introducir los peces. Los kits de pruebas pueden ayudar a determinar cuándo el tanque ya no necesita reciclado. Esto dará tiempo a que crezcan bacterias benéficas, esenciales para descomponer el amoníaco una vez que los peces sean agregados al tanque. Estas bacterias convierten los desechos de los peces en nitratos, que pueden removerse solo con cambios regulares de agua. Alrededor del 10% del agua de una pecera debería ser removida y reemplazada una vez por semana, y se debería usar una aspiradora de grava para retirar el material de desecho del sustrato. Nunca deberían usarse jabones ni productos químicos fuertes para limpiar una pecera, porque esas sustancias son mortales para los peces.

La temperatura del agua debería mantenerse entre 76 y 82 grados Fahrenheit. Por esta razón, el pez betta jamás debería ser puesto en un tanque junto a peces dorados, quienes necesitan agua más fría para estar cómodos. El acuario debería estar en un lugar donde la temperatura y la luz fueran constantes y controlables. Ten en cuenta que las plantas vivas puestas en la parte superior de contenedores pequeños pueden restringir el acceso que el pez betta necesita para obtener oxígeno, ya que toma el oxígeno de la superficie del agua.

¿Los peces se frustran dentro de una pecera?

Las tiendas de mascotas, hipermercados de descuentos, floristas y hasta catálogos en línea venden el pez betta “decorativo” en vasos pequeños o floreros. Los peces viven a menudo en unas pocas onzas de agua, que son apenas suficiente para darse vuelta y ni hablar para nadar. Cualquier hábitat para el pez betta cautivo debe tener enriquecimiento como cuevas, rocas y plantas vivas.

 

¿Los peces betta sienten la soledad?

Los peces betta pueden sentirse frustrados y deprimidos. Si bien la mayoría de ellos pueden ser felices en una pecera estando solos, necesitan un ambiente lleno de enriquecimiento como cuevas, plantas y espacio para explorar. También experimentan estrés, especialmente cuando en el mismo tanque se ponen a otros peces no compatibles que les mordisquean las aletas.